miércoles, 18 de julio de 2007

Un poemita para ti

Yo ya no me quiero ir,
nada de decir adiós,
ni cerrar la puerta,
ni estar dónde tú no estés.

Como soy tan malo para decir hola,
y tú lo haces todo muy bien, prefiero decirte: me quedo.
Enamorado de tu sonrisa, diré: he llegado y no me moveré.
Quieto, callado, casi ilegal, pero definitivamente, feliz.

¡Qué va!
Aquí no viene ninguna sorpresa ni rareza,
No es un sueño, ni estoy muerto, ni hay otras interpretaciones.
Aquí está un pequeño poemita, para ti.
Una declaración de necedad: no me importa, ya soy tuyo.

Envuelto en esos abrazos tan llenos de besos,
con tus ojos tan llenos de destellos,
tus cabellos envueltos en mis dedos,
me acurruco allí, donde tanto me gusta,
el cuenco divino de tu cuello.

3 comentarios:

Gloria dijo...

Muyy bello, yo me quede atada pero al poema.

Consuelo dijo...

Amigoooo me quede suspirando

Eto chi ta bonito¡¡

Jeanfreddy dijo...

Gracias! :) es simple y viene acompañado de un par más, que pronto publicaré.